4 de agosto de 2014
Usted está aquí> Inicio> Geografía> Guerrero> México> Reportajes> Reportajes México > Partidos políticos, minería y narcotráfico, los retos de la Policía Comunitaria de Guerrero en su 17 aniversario
“Ya no estamos hablando de robo de pollos, chivos o guajolotes”

Partidos políticos, minería y narcotráfico, los retos de la Policía Comunitaria de Guerrero en su 17 aniversario

“Nuestras debilidades son la formación de nuevos liderazgos; y la negativa de incorporar a las mujeres dentro de la organización”.

Jaime Quintana Guerrero
Foto: Ivan Castaneira y Prometeo Lucero
Leer Texto Completo

México. Felicitas Martínez y Asunción Ponce, mujeres coordinadoras que ejercen justicia en comunidades en  donde tiene presencia la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias (CRAC-PC), comparten con Desinformémonos la historia, retos, fortalezas y dificultades de la Policía Comunitaria de Guerrero, a 17 años de su creación: “Son ya 17 años en que nacimos, iniciamos con presencia en comunidades de tres municipios. Ahora como organización estamos en más de 105 comunidades de 14 municipios; y treinta comunidades de Ayutla de los Libres se van a integrar a la CRAC. Esto es un logro de la  Policía Comunitaria durante todo este tiempo”, explica, Felicitas, primera mujer que se incorporó como autoridad y ahora ocupa el cargo de coordinadora.

La Policía Comunitaria nació en octubre de 1995, como resultado de un proceso de discusión, análisis y reflexión entre los pueblos. “Los problemas que tenemos ahora son de todo tipo. Ya no estamos hablando de robo de pollos, de chivos o guajolotes. Los problemas ahora son el narcotráfico; la delincuencia viene de lejos y de fuera”, señala por su parte Asunción Ponce,  coordinadora  de la Casa de Justicia de San Luis Acatlán.

Nosotros necesitamos, señala Felicitas Martínez, “saber de los jóvenes de los pueblos. ¿Por qué no saben ellos qué es la comunitaria? Nosotros vamos a la comunidad a donde se presenta el asalto, robo y secuestro; no vamos con la intención de matar sino de rescatar a personas. Tenemos el respaldo de toda la CRAC-PC y de las autoridades comunitarias”.

A comienzos de los años noventa, en la Montaña de Guerrero, se sufría, al igual que en otras regiones del país, una ola de delincuencia e inseguridad. Esta situación fue muchas veces solapada por las instancias de gobierno; y en varias ocasiones se pudo comprobar la complicidad de éstas con los delincuentes.

Fue por este motivo que se impulsó la necesidad de establecer una justicia y un derecho que retomaran lo que los pueblos habían ya realizado antes, desde su cultura y su forma de trabajar, discutir y construir colectivamente soluciones a los problemas comunes.

Los próximos 24 y 25 de noviembre será la fiesta de las comunidades que integran la Policía Comunitaria: “discutiremos las iniciativas y las formación de policías comunitarias en otros lados; también queremos reconocer a los primeros que empezaron la iniciativa de esta lucha”, menciona Asunción Ponce.

“En estos 17 años hemos concluido parte del proceso de crecimiento”, dice Felicitas Martínez, “pero seguimos luchando en otras regiones de Guerrero donde están formando su seguridad comunitaria; en Cuajinicuinapa, en Teloloapan, en Iguala y la Costa Grande, aunque aún no se integran formalmente a esta organización”.

El primer reto, cuenta, “fue acabar con el abigeato, el robo común; ahora son los partidos políticos, la minería y el narcotráfico. Nuestras debilidades como organización son, por un lado, la formación de nuevos liderazgos. Y la negativa de incorporar a las mujeres dentro de la organización”.

La región en la que nace la Policía Comunitaria es la parte céntrica de la zona me’phaa (tlapaneca) de la Montaña, cerca de la zona na saavi (mixteca). En estas culturas  existe  el hábito de trabajar, discutir y construir en colectivo.

“En los lugares en los que no está la Policía Comunitaria están ocurriendo los asaltos; en comunidades que no son de la Comunitaria pero que están cerca, y esto nos afecta”, añade Felicitas.

“Realizamos nuestro trabajo aunque no se nos reconozca. Yo como mujer revisé los acuerdos y vi que son serios y los arreglamos. Hubo un momento que con tantos problemas ya queríamos renunciar. Los compañeros nos pidieron fortaleza y con reuniones con las autoridades, desde las comunidades, nos hicieron más fuertes”, indica Asunción Ponce.

“En el próximo aniversario que vamos a celebrar en una comunidad de San Luis Acatlán, vamos a hacer una mesa de intercambio de experiencias, donde discutiremos los retos, las debilidades y fortalezas en la seguridad y justicia de los pueblos. Un tema es la defensa del territorio, nuestras montañas, los bosques y el agua”. En asambleas, explica Asunción “estamos rechazando las empresas mineras por medio de acuerdos en las comunidades. En eso estamos unidos como pueblos. El gobierno esta ofreciendo hospitales, pero ¿para qué un hospital si quieren quitarnos la vida?”.

En un comunicado la CRA­-PC, denuncia, “no permitiremos la instalación de las minas en nuestros territorios. Los gobiernos federal, estatal y municipales deben garantizarnos y hacer efectivo el derecho a la consulta. Tenemos el derecho histórico y preferente al uso y preservación de nuestras tierras y territorios. Nuestra Lucha es por la vida. Las minas significan muerte”.

“Hoy, después de 17 años. pensamos revisar los problemas que son más delicados. Tenemos debilidades y errores, ¿pero quién no tiene errores? Estamos yendo a lugares que no te esperan con regalos, nosotros no vamos al enfrentamiento, no sabemos qué va a pasar, pero estamos decididas, dispuestas a todo”, concluye  Felicitas Martínez.

 



3 comentarios en “Partidos políticos, minería y narcotráfico, los retos de la Policía Comunitaria de Guerrero en su 17 aniversario”

La policía comunitaria de Guerrero es un ejemplo de cómo debe organizar una policía que realmente el pueblo le otorgue su confianza como guardianes a diferencia de la actual policía del país que un gran porcentaje de sus elementos no aprueban los grados de confiabilidad que se les aplica esa es la gran diferencia por ello la ciudadanía no creen en sus autoridades actuales, muchas felicidades en su aniversario

Bulmaro

FELICIDADES POR SUS LOGROS, POR SU TRABAJO COMUNITARIO, POR SU VALOR CIVIL. SIGAN ADELANTE

laura elena

Me parece extraordinario que en tiempos donde el engaño y el dominio de la creencia inducida son cosa generalizada en México, exista la posibilidad de que la organización policial comunitaria conforme una propuesta de protección con perspectiva de cobertura social ampliada (con lo que se niega el dominante principio mexicano de servidumbre policial en favor del que posea el recurso para comprar la cobertura de un servicio que debiera ser público). La CRAC-PC es un ejemplo de contraposición a la verborrea de pusilánimes “especialistas” que con su retórica buscan convencer al público con las retóricas de las múltiples seguridades ultramodernas (ciudadana, proactiva, humana, cotidiana, etc., al fin engendros de los mismos intereses de poder), cuyas propuestas, tan ilusas como útiles a ciertos intereses, dejan de lado y sin mención las verdaderas condiciones de alta descomposición social imperantes en el país, de donde deriva el corrupto aparato de justicia penal mexicano y todas las instituciones que forman parte del mismo. Valga la existencia de la CRAC-PC como punto de partida para una reforma policial amplia en México, o bien, como punto referencial en la abolición completa del aparato policial tal como se le conoce actualmente, para acceder a una nueva dimensión del trabajo en esta materia efectivamente orientado al servicio y la protección de todos. Felicidades por la dignidad y vida al proyecto.

ROBERTO

ParticipaRecibe el boletínContacto
Desinfórmate
desde...