• Home
  • cultura
  • Fotografías inéditas del movimiento estudiantil del 68 fueron donadas a la IBERO

Fotografías inéditas del movimiento estudiantil del 68 fueron donadas a la IBERO

Universidad Iberoamericana

1_foto_del_68_del_archivo_de_el_heraldo

La Universidad Iberoamericana Ciudad de México recibió más de dos mil 500 fotografías inéditas del Movimiento Estudiantil de 1968, e incluso algunos negativos que nunca fueron revelados, como parte de la colección El Heraldo de México–Gutiérrez Vivó, que le fue donada por Balderas S.A. de C.V.

Dicha fototeca, que quedó bajo resguardo de la Biblioteca Francisco Xavier Clavigero (BFXC) de la IBERO, está integrada por 630 cajas de imágenes que dan cuenta de la vida cotidiana, política, cultural y deportiva de México, durante la segunda mitad del siglo XX y los inicios del presente siglo.

La Maestra Teresa Matabuena Peláez, directora de la BFXC, dijo que aunque El Heraldo de México fue el segundo diario que más fotos publicó sobre el 68, con alrededor de 400, los testimonios gráficos que en su momento no se dieron a conocer podrán ofrecer a partir de ahora “vistas nunca antes mostradas” de hechos como la masacre de estudiantes, los Juegos Olímpicos de ese mismo año o el Sismo del 85.

De antemano se espera que las imágenes, una vez puestas a disposición de los periodistas, académicos, investigadores y estudiantes, “contribuyan a una comprensión más profunda y completa de la historia de México”.

Las personas que consulten el archivo podrán conocer el trabajo de destacados fotógrafos como: Ramón Guzmán, Gustavo Guardiola, Ernesto Valenzuela, Ismael Casasola, Enrique Flores, Porfirio Cuautle y Eduardo Quiroz; quienes tomaron, entre otras, imágenes a color sobre box, futbol, espectáculos y sociales.

Revisarán la historia desde otras miradas

El Doctor  Manuel Guerrero Martínez, director del Departamento de Comunicación de la IBERO, consideró que la colección El Heraldo de México–Gutiérrez Vivó permitirá “revisar nuestra historia desde otras miradas”, algo útil para el periodismo y la vida pública en general; pues el archivo cuenta con el registro de eventos políticos muy fotografiados, pero a fin de cuentas un material que en su época fue censurado por la Secretaría de Gobernación o autocensurado por el propio medio.

La fototeca “aporta datos importantes sobre los últimos 40 o 50 años de nuestra vida; que han sido de transformaciones importantes. Pasamos de ser una sociedad con un régimen fundamentalmente autoritario a ser una sociedad más participativa, pluralista y que debate todavía si somos realmente democráticos o estamos en vías de serlo”.

El Departamento de Comunicación dará paso a tres proyectos, con el uso de las imágenes del Movimiento Estudiantil del 68, de los Juegos Olímpicos México 68 y de “El Halconazo” de 1971. “Tres momentos de arranque sobre lo que fue el inicio del colapso de un régimen autoritario que no tenía vías de expresión para las demandas políticas de una sociedad y de sectores de clases medias urbanas que pedían apertura política”.

Las y los estudiantes y académicos de comunicación también buscarán en el archivo, fotografías sobre el sismo de 1979 (que derrumbó varios edificios de la IBERO, entonces ubicada en Prado Churubusco), la crisis económica del 81-82, el Sismo del 85, la crisis económica del 85, la protesta estudiantil del 88, el movimiento zapatista del 94, el asesinato de Luis Dolando Colosio, la construcción e inauguración del campus de la IBERO en Santa Fe; por citar algunos acontecimientos.

Otro proyecto en el que ya se está trabajando, con estudiantes de la Maestría en Comunicación de la IBERO, es una exposición 360° visual e interactiva que se montará en el 2018, a 50 años de ocurrida la ‘Matanza de Tlatelolco’, informó la Doctora Julia Palacios Franco, académica del Departamento de Comunicación.

Asimismo, periodistas becarios del programa Prensa y Democracia (Prende), y que son alumnos de la especialidad en periodismo narrativo en la IBERO, están analizando las fotos inéditas del archivo, entre otras las de mujeres manifestantes detenidas o las madres de los estudiantes muertos o presos en el Ministerio Público.

La donación

El acto protocolario de donación de la colección El Heraldo de México-Gutiérrez Vivó estuvo encabezado por el Dr. Alejandro Guevara Sanginés, vicerrector académico de la IBERO, y el Lic. Roberto Luis Balderas Dalmas, director y representante legal de Balderas S.A. de C.V, quienes firmaron los documentos legales de la fototeca; formalización de la que dio constancia el Lic. Jorge Alfredo Ruiz del Río, Notario 168 del Distrito Federal.

Además de los mencionados, también estuvieron presentes, en representación de la Universidad Iberoamericana Ciudad de México: Maestra Margarita Espino del Castillo Barrón, jefa de la Oficina Jurídica; Maestro Jorge Meza Aguilar, director general de Vinculación Universitaria; Maestro Luis Inclán Cienfuegos, académico de la BFXC, y Miguel Ángel Iturbe Zaldívar, auxiliar de Información Académica de la BFXC.

Por parte de Balderas S.A. de C.V. acudieron los miembros de la familia Balderas: Lic. Renata Balderas Reynaud, coordinadora de Marketing y Logística (egresada de Diseño Gráfico de la IBERO), Santiago Paredes Balderas (estudiante de la Licenciatura en Relaciones Internacionales en la IBERO), Monique Reynaud de Balderas, Alejandra Balderas Dalmas, Rebeca Balderas Reynaud y Jorge Paredes Balderas.

Cabe mencionar que la colección donada a la Iberoamericana pertenecía al periodista José Gutiérrez Vivó, quien en 2003 a través de su empresa Infored adquirió El Heraldo de México y lo renombró Diario Monitor, para dar continuidad a su proyecto radiofónico.

“Lamentablemente, un complejo conjunto de circunstancias, en el que, debe señalarse participó también la capacidad de presión de poderes políticos y fácticos para bloquear ese periodismo crítico, logró el cierre del noticiero radiofónico y el proyecto editorial de José Gutiérrez Vivó”, explicó Matabuena.

Ante los problemas políticos y económicos que lo anterior supuso a Gutiérrez Vivó, Balderas S.A. de C.V. fue contratada para encargarse del menaje del periodista, y en lugar de enviar al reciclaje el valioso material informativo optó por donarlo a una universidad, que terminó por ser la Iberoamericana Ciudad de Mexico.

Texto: Pedro Rendón / ICM

Este material periodístico es de libre acceso y reproducción. No está financiado por Nestlé ni por Monsanto. Desinformémonos no depende de ellas ni de otras como ellas, pero si de ti. Apoya el periodismo independiente. Es tuyo.

Otras noticias de cultura  

Dejar una Respuesta