4 de agosto de 2014
Usted está aquí> Inicio> Cuba> Geografía>  Num. Anterior > “Santiago de Cuba conmueve… parece una ciudad bombardeada” (La Jornada, 2 de noviembre)

“Santiago de Cuba conmueve… parece una ciudad bombardeada” (La Jornada, 2 de noviembre)

La provincia lleva una semana sin luz; mañana podrían restablecerla

Gerardo Arreola
Corresponsal
Leer Texto Completo

La Habana, 1º de noviembre. Santiago de Cuba, la segunda ciudad de la isla, con casi medio millón de habitantes, cumplía hoy una semana sin energía eléctrica a causa de los daños provocados por el huracán Sandy.

En un virtual traslado del gobierno al oriente del país, el presidente Raúl Castro anunció ante vecinos de Santiago que permanecería en esa ciudad hasta que se restableciera el servicio, según un reporte de la televisión.

“Ha sido un golpe realmente duro”, dijo Castro el miércoles, de acuerdo con el diario oficial Granma. “La realidad supera todo lo que puedan mostrar las fotos de la prensa y la televisión”, agregó el mandatario, mientras otros altos funcionarios seguían desde el terreno las maniobras de recuperación.

“Santiago conmueve, parece una ciudad bombardeada”, subrayó Castro. En el reporte de la televisión, el presidente cubano estimó que la electricidad se restablecería en la ciudad el próximo sábado.

Hasta ahora Cuba sólo ha informado de ayuda humanitaria procedente de países aliados: Venezuela, Rusia y Bolivia.

La falta de electricidad era el factor crítico en la región oriental tras el paso del ciclón, según los informes disponibles. Uno de los impactos más graves se produce en las cocinas domésticas, porque Cuba ejecutó hace siete años una reconversión industrial en la energía, que redujo a su mínima expresión el uso de gas doméstico para expandir el empleo de utensilios eléctricos.

El aeropuerto de Santiago de Cuba, con daños en los edificios y la torre de control, estuvo cerrado seis días y de inmediato sólo podrá operar en vuelos diurnos, con auxilio de generadores móviles.

Al menos una de las tres plantas de níquel en la vecina provincia de Holguín, la René Ramos Latour, quedó paralizada por la falta de electricidad.

Castro viajó el domingo pasado a la zona siniestrada, en el centro y en el oriente del país, junto con el “número dos” del gobierno, José Ramón Machado Ventura y el vicepresidente y ministro de Economía, Adel Yzquierdo, entre otros altos funcionarios.

En la provincia de Santiago de Cuba, por lo menos dos ingenios azucareros, el Paquito Rosales y el Julio Antonio Mella, tendrán que arrancar la zafra a finales de diciembre con suministro eléctrico de plantas móviles, también llamadas grupos electrógenos.

Otras dos fábricas de azúcar, la Dos Ríos y la América Libre, en la misma provincia, también tendrán que usar esas plantas para emprender reparaciones, antes de empezar a moler.



Comments are closed.


ParticipaRecibe el boletínContacto
Desinfórmate
desde...